Nuestra historia, ahora con web propia y sin clientes (6ª parte)

De nuevo os traigo un capitulo de nuestra historia en el comercio online,

Quiero agradecer todos los mensajes recibidos pidiendo que siga con contando esta historia, me sorprende y a la vez me halaga que os guste conocer estas pequeñas anécdotas.

Como os iba diciendo, estaba muy verde en lo que se me venía encima (que no fue poco) no es lo mismo encontrarte una plataforma ya hecha, programada y lista para vender a tener que hacértelo todo tu mismo y encima sin ser un experto, todo a base de buscar en foros y blogs.

Este típico «yo me lo guiso y yo me lo como» me acompañó durante muchos años, en muchos aspectos es algo que esta muy bien el tan español «búscate la vida» te convierte en autodidacta y te hace aprender sin limites y cuando consigues hacer funcionar algo por ti mismo la alegría y orgullo es impagable pero, echando la vista atrás creo que en demasiadas ocasiones fue un error y en algunos momentos errores que pague muy caros, hoy tengo claro «a toro pasado» que si no hemos llegado mas lejos de lo que lo hicimos tuvo mucho que ver con no saber rodearme de profesionales adecuados en el momento preciso

Y esto como veréis mas adelante ha sido un fallo recurrente en nuestra historia.

Yo tenía que haberme dedicado a vender, a buscar producto, clientes ,mejorar procesos internos, atención al cliente, etc… en demasiadas ocasiones perdí el foco por empecinarme (y cabrearme) en resolver problemas que la mayoría de veces yo mismo había causado por tocar cosas que no debía (por ejemplo: caídas de la web de varios días que te hacían perder posicionamiento en Google por tocar un archivo)

y eso en un ecommerce lo acabas pagando con perdidas de ventas y posicionamiento.

Volvamos atrás, resumiendo, era un novato total y decidí montar una tienda prestashop, montar algo en internet necesita de varias cosas: programa de la tienda o lo que sea que montes (CMS), un dominio y un sitio físico donde poner todo eso (hosting)

Como lo veía mucho en revistas y anuncios varios me fui directo al que yo pensaba que era un hosting ideal, nada mas y nada meno que el antiguo 1&1 (luego mas tarde descubrí la gran metedura de pata de esta elección) y yo tan feliz en mi idiotez…

Contratas el hosting, el dominio, me paso un par de noches instalando prestashop y poco a poco la cosa va cogiendo forma, decido que productos comenzar a crear en la web, etc…

Así a lo machote, no pensé en un árbol de categorías lógico, ni subcategorias, ni escribía para SEO, ni hacia SEM, ni usabilidad, escalabilidad, cosas que ahora parecen imprescindibles y que por supuesto lo son.

Es mas, si recuerdo los tipos de letra que usaba, los baners y demás imágenes que yo mismo hacia de forma casera, me da hasta vergüenza ajena, muchas veces me pregunto ¿de verdad vendía con aquel truño? pues si, eran otros tiempos o quizás me he vuelto mas exigente.

Pues ya tenia web, pero no tenia clientes, pues claro, los había dejado en ebay, con dos cojones,

Esto es así, ¿O pensáis que uno abre una web y le llegan de repente miles de compradores? ni de coña, ahora mismo hay varios miles de millones de paginas webs en el mundo, en el 2012 no eran tantas, pero ¿Por qué iban a ir a mi web a comprar? tenia que buscar una forma de traer gente.

Y la encontré, se llama «foros» y gracias a ellos conseguimos muchas muchas cosas,

¿Recordáis Forotablets?

Para el siguiente post mas…Por cierto, ahora ya nadie nos recuerda por ser de las primeras webs en vender unos productos de los que muchos se reían (Xiaomi)

Que tiempos…

Publicaciones Similares

Deja una respuesta